o Piedras en el Riñón

Los riñones se encargan de filtrar la sangre, desintoxicando el cuerpo al deshacerse de las impurezas que circulan en nuestro torrente sanguíneo, eliminando los productos de desecho mediante la orina.

Es por la importancia de las funciones del riñón que cuando existe una enfermedad en los mismos, otras funciones del organismo se ven alteradas, los cálculos renales o piedras en los riñones es una de las enfermedades renales que afecta a millones de personas alrededor del mundo, y aunque no es potencialmente mortal como puede ser una insuficiencia renal, si se trata de un problema grave que provoca un intenso dolor y muchas veces deriva en una cirugía.

Tipos de cálculos renales o piedras en los riñones

Los cálculos renales son una acumulación de sales minerales (calcio, ácido úrico, magnesio, etc) que forman cristales y que pueden desarrollarse en cualquier parte del tracto urinario, aunque normalmente se acumulan en el riñón como consecuencia de un aumento de concentración de orina. Se da más frecuentemente entre hombres que entre mujeres y suelen aparecer a partir de los 30 años.

Aunque la piedra se puede quedar en el riñón o puede desprenderse e ir bajando a través del tracto urinario, la intensidad del dolor está generalmente relacionada con el tamaño del cálculo. En ocasiones se produce su expulsión casi sin dolor.

Los cálculos pueden quedarse trabados en uno de los uréteres, en la vejiga, o en la uretra, produciendo la sintomatología de dolor (cólico nefrítico), disuria (dificultad al orinar), o signos como hematuria (presencia de sangre en la orina).

Hay dos tipos de cálculos:

  • Cálculos de calcio: son los más comunes y suelen estar compuestos en su mayoría de este mineral, pero también con otras sustancias en menor cantidad.
  • Cálculos de oxalato: Es otra sustancia común, presente en ciertos alimentos, los padecimientos del intestino delgado favorecen la formación de éste tipo de cálculos.

Causas de piedras en el riñón

Existen muchas y diversas causas para desarrollar piedras en el riñón:

  • Dieta industrializada
  • Como consecuencia de otras enfermedades como diabetes, colesterol, hipertensión, etc.
  • Herencia genética
  • Fármacos como diuréticos, corticoides o excesiva administración de vitamina D
  • Sedentarismo
  • Beber poca agua
  • Infecciones urinarias

Síntomas de piedras en el riñón

Estos son algunos de los síntomas de la existencia de piedras en el riñón:

  • Dolor agudo en la zona lumbar y dorsal
  • Sangre en la orina
  • Necesidad de orinar frecuentemente
  • Arenilla en la orina

AROMATERAPIA PARA LA ELIMINACIÓN DE LAS PIEDRAS EN EL RIÑÓN

La forma más común de la eliminación de cálculos renales es orinando, que por lo general es un proceso doloroso. 

Los aceites esenciales pueden ser usados para ayudar a eliminar el cálculo renal más rápido o incluso disolverlo. A continuación se presentan algunos aceites esenciales que pueden ser útiles cuando se trata de cálculos renales.

Aceite esencial de geranio, enebro, hisopo, eucalipto, gaulteria, hinojo, lemongrass, siempreviva, limón, incienso, naranja, Citrus Fresh, Purificación.

Aplicación de los aceites esenciales:

Aplicación tópica: 

Aplicar de 2-3 gotas de aceites esenciales de tu elección en la zona del riñón y en los puntos reflejos de los pies antes de ir a dormir.

Compresa caliente: 

Usar 6-10 gotas de la receta que se explica más abajo en la zona del riñón.

Hidroterapia: 

Realizar baños calientes porque el calor dilata las vías urinarias y facilita el paso de las piedras. 

Hay que tener en cuenta que para diluir los aceites esenciales en agua es necesario mezclar primero el aceite esencial con leche entera o con sal, y añadir al baño cuando la bañera esté a punto de llenarse.

Mezcla para compresa caliente:

10 gotas de Eucalipto radiata

10 gotas de geranio

10 gotas de enebro

1 cucharada de aceite vegetal

También se pueden preparar estas mezclas con aceites para ingerir:

Receta #1:

5 gotas de romero

5 gotas de geranio

5 gotas de enebro

1 cucharada de sirope de agave

Zumo de ½ limón

200 ml de agua templada

Emulsiona los tres aceites esenciales con el ágave. Después añade el zumo de limón y añade el agua. Mézclalo bien todo y bébelo con el estómago vacío. Hazlo dos veces al día hasta que la piedra pase.

Limpieza para ayudar a pasar la piedra:

  1. Comienza por una limpieza de colon usando los suplementos del Trío de Limpieza: ICP, Essentialzyme y ComforTone.
  2. Ayuda al hígado con los aceites esenciales de JuvaCleanse o JuvaFlex.
  3. Bebe mucha agua.

Remedios naturales para los cálculos renales

Hay distintas plantas e incluso alimentos que contribuyen a la expulsión de cálculos, y pueden evitar que estos se formen así como ayudar a combatir el dolor.

Limón: 

Puede ser un buen remedio para tratar el dolor asociado a las piedras en los riñones, se recomienda combinar el zumo de un limón con 3 cucharadas de aceite de oliva extra virgen y una cucharada de vinagre de manzana en un vaso de agua, beber de inmediato, este remedio ayuda a atenuar el dolor y puede favorecer la curación natural.

Magnesio: 

El magnesio moviliza el calcio, por lo que su consumo (por suplementos o alimentos) puede prevenir la formación de cálculos renales, además, se dice que puede ayudar a reducir la cantidad de cálculos renales existentes, combatiendo así la condición y síntomas.

Agua:

Una ingesta diaria adecuada de agua natural puede evitar la formación de cálculos renales, así que es importante verificar que nuestro consumo diario de líquidos sea el adecuado, se recomienda entre 6 a 8 vasos diarios de líquidos, aunque puede llegar a ser más, si realizamos ejercicio físico o estamos en condiciones de calor.

Albahaca: 

Además de útil en la cocina, la albahaca es una planta que tonifica el riñón y que podemos consumir durante todo el día. Se cree que ingerir albahaca con frecuencia promueve la expulsión de cálculos renales a través de la orina.

Vitaminas del complejo B: 

Específicamente la piridoxina o vitamina B6 es una vitamina que puede ayudar a prevenir la formación de cálculos renales en personas que padecen de una enfermedad hereditaria conocida como hiperoxaluria primaria tipo I, los resultados son mejores si se combina esta vitamina con magnesio, sin embargo, no hay evidencia de que ayude a prevenir los cálculos renales en otras condiciones que no sea ésta enfermedad.

Medidas Preventivas

  • Beber gran cantidad de agua baja mineralización para bajar la concentración de minerales en la orina. Eso sí, preferiblemente agua de mineralización débil (aunque los minerales que se acumulan en el riñón provienen sobre todo de la dieta y no del tipo de agua que se bebe).
  • La dieta tiene un importancia crucial en la formación de piedras en el riñón. Las dietas industrializadas contribuyen enormemente a que se desarrollen. El exceso de carne, proteína animal, leche, harinas refinadas,grasas saturadas, cereales con gluten (trigo) y otros alimentos acidificantes, hacen que el calcio disponible no se utilice para la formación de huesos sino que se elimine por la orina favoreciendo así el desarrollo de piedras. Una dieta para eliminar piedras en el riñón ha de contener gran abundancia de vegetales frescos de temporada, fibra, cereales y harinas integrales. Consulta qué es el equilibrio ácido-alcalino, cómo elaborar una dieta sana y equilibrada, cuestiones básicas de higiene alimenticia, ejemplos sanos de desayuno, comida y cena, menú semanal saludable, menú semanal saludable vegetariano y aprende a comprar ecológico.
  • Para piedras en el riñón están especialmente aconsejados los suplementos que contengan alguno de estos elementos o una variedad de ellos: vitaminas del grupo B, extractos de plantas medicinales como castaño de indias, escaramujo, diente de león o cola de caballo, levadura de cerveza y minerales como el magnesio.

Leave a Reply